Posted by: Gestoría | 23/11/2012

La conservación de la biodiversidad en España a través de Europa

Gestoría Henares águilaLa Directiva sobre hábitats es la iniciativa más ambiciosa que se haya llevado a cabo para conservar la biodiversidad en Europa.

20 años después de entrar en vigor, esta Directiva ha logrado crear la más amplia red coordinada de zonas protegidas del mundo.

A su colaboración con el programa LIFE Naturaleza se le debe haber influido en detener la pérdida de los valiosos activos de biodiversidad de Europa, así como ayudar a recuperar algunas especies y hábitats.

Esta Directiva protege a más de 1.000 especies y a unos 230 tipos de hábitats valiosos, como pueden ser las dunas de arena (como las de Gran Canaria); brezales (en la cordillera cantábrica); y bosques de planicies.

Una característica central de la legislación, consiste en Natura 2000, una red ecológica paneuropea de espacios protegidos, designados para proteger especies y hábitats en su entorno natural. La Red está formada por más de 26.000 espacios, prácticamente completada en la actualidad y cubriendo un 18% del territorio de la UE.

Toda Natura 2000 conserva, no sólo la fauna y la flora más raras de Europa y especies emblemáticas como mamíferos o aves, sino que también ofrece refugio a otros animales y plantas más comunes.

Los hábitats prioritarios de los proyectos LIFE Naturaleza, incluyen bosques aluviales, praderas y humedales.

Entre las especies que se han beneficiado de la financiación, se encuentran el oso pardo, los peces de agua dulce y el sapillo de vientre rojo.

En España, el número de linces ibéricos aumentó de 160 a 230 durante un periodo de 10 años.

Otros proyectos han servido para la recuperación de mejillones de río, la gamuza alpina, la víbora de los prados húngara y el águila imperial española, entre otros.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: