Posted by: Gestoría | 21/07/2016

El libro de Reservas Marinas: cuidando la Mar junto a los pescadores artesanales

Gestoría Henares marA través de la Red de Reservas Marinas, hemos conocido la publicación del MAGRAMA “Red de reservas marinas. Más de 25 años protegiendo nuestros mares” . La misma nos invita a viajar por las 10 Reservas Marinas actuales pero también su lectura nos permite conocer, brevemente, la Red Iberoamericana de Reservas Marinas.

En esta publicación se recorren las diferentes Reservas Marinas de España, desde sus orígenes con la declaración de la Reserva Marina de la de la Isla de Tabarca ya casi 30 años atrás hasta la del Levante de Mallorca-Cala Ratjada, que protegen en conjunto un total 102.297 hectáreas, dentro de las cuales, 10.424 hectáreas son de reservas integrales, puntos de referencia de vital importancia para tomar el pulso al factor “protección ” y donde solo se permiten usos científicos.

Tampoco se olvida el inestimable valor cultural y social que estas Reservas poseen, siendo los habitantes y pescadores artesanales los garantes de este conocimiento. Es por lo tanto la pesca tradicional uno de los pilares de la Reservas Marinas y en el libro se da a conocer cómo las Reservas Marinas contribuyen a potenciar y preservar el legado de la pesca artesanal, pues mantener unas artes de pesca artesanales es también una contribución directa hacia la conservación de la biodiversidad.

No son solo los actores locales los que son partícipes y favorecidos por las Reservas Marinas, que, a partir de la de la Isla de Tabarca, han venido solicitándolas como una herramienta para mantener sus tradiciones y recursos pesqueros, sino que las Reservas son un gran laboratorio para los científicos del Instituto Español de Oceanografía, pero también del CSIC o de las Universidades que tiene en las reservas marinas unos enclaves para la investigación.

Y, por supuesto, esta publicación da cuenta de los medios que la Secretaría General de Pesca invierte, año tras año, en las Reservas de la Red para su mantenimiento y protección: personal de los Servicios, biólogos, guardas y tripulantes, científicos para llevar a cabo los necesarios seguimientos del “efecto reserva”, monitores sobre el cambio global a través de la reserva marina de las Islas Columbretes en su papel de “reservas centinela”; el mantenimiento de los 3 faros asociados a reservas, de los centros de visitantes, acciones de educación ambiental y sensibilización. Así mismo, las colaboraciones con arqueólogos, profesores o, incluso, con una pintora ilustradora sobre la mar, proporcionan líneas de trabajo estimulantes en las que participan las reservas marinas afianzando la imprescindible colaboración con la sociedad y avanzando en “Beneficio de todos y con garantía de futuro ” como reza el lema de la Red.

El libro, que está a disposición de todos AQUÍ, se encuentra también traducido al inglés y todos aquellos que deseen una copia de esta versión deben dirigirse a reservasmarinas@magrama.es

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: